Johnny Depp llegó pasadito de tragos al estreno de Asesinato en el Orient Express

Al parecer el actor estadounidense Johnny Depp no atravieza un buen momento pues desde hace rato se ha vuelto involucrado en puros problemas entre los que desataca  su inestable economía y su turbulento divorcio de la actriz Amber Heard.

Deep
Foto: 20 minutos

Para colocarle otra raya más al tigre, el pasado jueves durante la premiere de Asesinato en el Orient Express en Londres, el actor tuvo una desatinada aparición publica, donde se mostró pasadito de tragos.

A pesar de que Depp lucia impecable, con un traje de gala y peinado perfecto para ser lucido en la alfomba roja de este evento, sus torpes movimientos torpes y su mirada constantemente perdida fue capturada por las cámaras que casi de manera inmediata percibieron el estado de ebriedad que presentaba el intérprete.

El actor posó ante las cámaras y se dejó fotografiar con los fans que acudieron a la cita pero lo hizo en todo momento acompañado de Jerry Judge, jefe de seguridad del actor. En las imágenes se puede ver a Judge sosteniendo a Depp en todo momento, guiándole en su camino por la alfombra roja en lo que se ha convertido en una escena que ha causado el revuelo en las redes sociales tras confirmarse el estado etílico de la estrella cinematográfica.

En la alfombra le esperaban algunos de los actores y actrices que han participado en la película y entre las que se encontraba Penélope Cruz. El actor tuvo que contestar a algunos medios, dejando ver en su forma titubeante y confusa a la hora de hablar que no se encontraba en buen estado. Tras su mal compromiso, Depp abandonó la cita en cuanto pudo. Se marchó y no esperó a estar presente en la fiesta de la película tras el estreno, asegurando que le «esperaban dos rubias».

Redacción de Noticias24 Carabobo