Sobre la hora, Benzema dio victoria al Madrid sobre el Huesca

Un gol de Karim Benzema en los últimos minutos de juego salvó le dio una sufrida victoria al Real Madrid 3-2 sobre el Huesca, en partido que se disputó este domingo en el Santiago Bernabéu.

Madrid
Foto: Twitter

Con la mente en una incómoda visita a Mestalla, Zidane se guardó a la mayoría de sus efectivos de garantías. A los únicos jugadores capaces de dar sentido al juego de su equipo, Modric y Kroos, al central más estable, Raphael Varane, y a Keylor Navas, el único portero de experiencia disponible.

En su lugar envió a un equipo lleno de suplentes, entre ellos, un puñado de jugadores que vieron poco o nada de acción en la campaña. Y que ya sea por herrumbre o por torpeza, dejaron mucho que desear.

Un escandaloso error del central español Nacho dejó vendido a Luca Zidane, que disputaba su primer partido con el primer equipo en más de diez meses. En la primer llegada del encuentro, Chimy Avila dejó sembrado a Nacho, que se resbaló al tratar de cortarle la carrera, para poner un pase bordado al centro del área para Juan Camilo Álvarez, que no tuvo más que disparar con potencia para batir al segundo hijo del entrenador.

Casi media hora después encontraron, más que el hueco, el golpe de suerte para marcar. Isco se encargó de marcar el 1-1 y eso, al tercer contrarremate.

Madrid volteó el marcador en la segunda parte

El equipo merengue pareció ver la luz por pura suerte ya bien entrada la segunda parte, cuando Dani Ceballos se estiró cuanto pudo para poner el 2-1 con la punta del zapato después de que Benzema, probablemente en posición adelantada, rematara a pase de Gareth Bale.

El Madrid se hacía del otro lado. Benzema y Bale, reivindicados. Pero no aprendieron la lección. Subestimaron, de nuevo, al conjunto aragonés, que inmediatamente se lanzó por el punto que significaba la diferencia entre vida o el olvido. No lo consiguió Chimy por milímetros, cuando su disparo se marchó demasiado alto, pero sí Etxeita. A 15 minutos del final, el vasco sacó el mayor provecho posible de la torpeza merengue para defender un centro desde la izquierda y puso el 2-2.

En la cancha, buena parte de los de blanco seguían sin dar señales de vida o sangre en las venas. De suerte, aún estaban Marcelo y Benzema en la cancha. El primero que no dejó de ‘mostrar’ que, en realidad, merecía más que la condena del antiguo entrenador y el segundo que nunca deja estar porque no está en su naturaleza.

Solo así, con un remate de Benzema tras un cabezazo de Sergio Ramos prácticamente a centro del brasileño en el tiempo añadido, el Real Madrid pudo maquillar sus carencias. Arrancar una hoja del calendario y respirar. No por haberse salvado, sino porque solo quedan nueve jornadas de tedio.

Con información de ESPN


“Si quieres visualizar esta y otras noticias desde tu celular, síguenos en nuestra cuenta de Twitter https://twitter.com/noticias_ahora_  y mantente siempre informado”