¡Fácil! Aprende a preparar esta mermelada de piña casera

Si no sabes con qué acompañar tus meriendas o tus desayunos; esta mermelada de piña será tu mejor opción en esos días que quieres tener un acompañante fácil de hacer en casa.

mermelada de pina - noticias ahora
Política, Economia, Susesos, Deportes, Farandula, Tecnología, Informar de forma veraz e inmediata sobre el acontecer regional, nacional e internacional.

Ingredientes

1 piña grande
2 láminas de gelatina sin sabor
1 cucharada sopera de miel pura (opcional)
1 cucharada sopera de estevia o azúcar
1 vaso pequeño de agua
1 cucharadita de jengibre (opcional)
1 chorro de jugo de limón

Preparación de la mermelada de piña

1-Corta la piña y quítale la piel. No debe quedar ningún nódulo duro en la piel. Retuércela girando su ramo verde y verás que saldrá de manera fácil.

2-Seguidamente, corta la piña en cubitos muy pequeños para que se ablande mucho más fácil y con menos tiempo de cocción. Vierte agua en un cazo e introduce los cubitos de piña. Cuando hayan pasado 2 minutos; añade el chorro de limón para evitar que la mermelada de piña se oxide y tome un color marrón.

3-Deja cocer a fuego medio al menos 15 minutos y, después, agrega el endulzante de tu preferencia (en este caso estevia). Luego, remueve y deja cocer tapado por otros 15 minutos, removiendo cada 5. Debes estar pendiente de que la mermelada no se quede sin jugo.

4-Destapa, agrega la miel y remueve. Vuelve a tapar y déjala hervir por 5 minutos. Por otro lado, sumerge las hojas de gelatina en un recipiente con agua fría por 5 minutos. Luego, retira la mermelada del fuego y tritura la piña para que tome la consistencia de la mermelada. Si prefieres, puedes optar por no triturarla completamente para que puedas encontrarte con pedacitos de piña crujientes.

5-Escurre bien la gelatina neutra e introdúcela en el cazo con la mermelada triturada. Coloca a cocerla durante 5 minutos más sin dejar de remover para que espese. Ten en cuenta que, al enfriarse, las mermeladas se espesan un 30 % más aproximadamente, así que no la dejes secar tanto.

6-Por último, añade una pequeña cucharada de jengibre en polvo. Este paso no es obligatorio, pero le dará un sabor muy especial y diferente a tu mermelada, además de darle un toque más saludable. Remueve bien y ¡lista tu mermelada de piña!

También puede leer: ¡Deleítate! Prepara un delicioso bizcocho casero de limón


“Si quieres visualizar esta y otras noticias desde tu celular, síguenos en nuestra cuenta de TWITTER  y mantente siempre informado”