¿Qué tan cierto es que los perros sólo ven en blanco y negro?

x

Una idea muy generalizada sostiene que el mundo que ven los perros carece de colores. Una realidad gris, matizada por tonos de blanco y negro no es lo que los canes perciben. Se trata de un mito bastante arraigado que suele presentarse como una limitación de sus sentidos en comparación con los nuestros. Un artículo de The Conversation abarca el tema de la visión de los canes.

Puedes leer: Tareck El Aissami anuncia que se recuperó totalmente del Covid-19

Mientras que los humanos vemos un amplio espectro de colores, los perros carecen de algunos de los receptores de luz. Sin ellos, no pueden ver ciertos colores, particularmente en la gama del rojo y el verde. Pero si pueden percibir el amarillo y el azul. Lo que un humano identifica como rojo o naranja, para un perro sólo es un tono de bronceado.

Los perros ven con dos conos

La parte posterior de nuestros globos oculares contienen tres tipos de células especiales en forma de cono que son responsables de todos los colores que podemos ver. Con una técnica llamada electrorretinografía se pudo medir la forma en que los ojos de los perros reaccionan a la luz. Esto permitió descubrir que los canes tienen menos tipos de estas células cónicas. Los perros sólo tienen dos tipos de receptores de cono.

Los perros no sólo pueden ver menos colores que nosotros, sino que probablemente tampoco los vean tan claramente como nosotros. Las pruebas muestran que tanto la estructura como la función del ojo del perro los hace ver las cosas más borrosas.

Mientras que en los humanos pensamos que la visión perfecta es 20/20, la visión típica de los perros está probablemente más cerca de 20/75. Esto significa que lo que una persona con visión normal podría ver a 23 mts de distancia. Un perro necesitaría estar a 6 mts de distancia para poder percibir con claridad.

Distinta evolución

Por otra parte, mientras que a nosotros nos cuesta ver claramente con luz tenue, los científicos creen que los perros difieran considerablemente. Es muy probable que puedan ver tan bien al atardecer o al amanecer como al medio día. Esto se debe a que, en comparación con los humanos, las retinas de los perros tienen un mayor porcentaje y tipo de otro tipo de receptor visual. Son las llamadas células bastón por su forma y funcionan mejor con poca luz que las células cónicas.

Los perros también tienen una capa de tejido reflectante en la parte posterior de sus ojos que les ayuda a ver con menos luz. Este tapetum lucidum, parecido a un espejo, recoge y concentra la luz disponible para ayudarles a ver cuando está oscuro. El tapetum lucidum es lo que les da a los perros y otros mamíferos ese reflejo brillante cuando son iluminados en la oscuridad.

Puedes leer: China dará un crédito a Latinoamérica para vacuna contra el Covid-19

Los perros comparten su tipo de visión con muchos otros animales, incluyendo gatos y zorros. Los científicos creen que es importante para estos cazadores ser capaces de detectar el movimiento de sus presas nocturnas. De allí que su visión haya evolucionado de esta manera. A medida que muchos mamíferos desarrollaron la capacidad de cazar en la oscuridad, renunciaron a la capacidad de ver colores. Los humanos no evolucionamos para actividades nocturnas, así que mantuvimos la visión de color y una mejor agudeza visual.

Pero las carencias de los perros ante la percepción de lo colorido se ven compensadas por un fino oído y un sentido del olfato mucho más desarrollados que los nuestros. Ellos con pocos colores y nosotros con humildes sonidos y olores, complementamos el sello de la mutua compañía.