Estas son las enfermedades compartidas por humanos y mascotas

x

Todavía se necesita saber más sobre la COVID-19 para incluirla en la lista de enfermedades compartidas por humanos y mascotas. Aun así, la antigua relación que guardamos con nuestros animales  domésticos mantiene afecciones comunes. Se trata de un vínculo distinto al amor, pero que también nos iguala frente a las fuerzas de la vida y de la muerte.

El mundo de los animales solemos considerarlo ajeno a nuestra condición humana. Ignoramos, o pretendemos ignorar por ejemplo que nuestros perros y gatos son mamíferos como nosotros. Eso significa que la estructura de su sistema nervioso les hace padecer el dolor con la misma dimensión nuestra. No verbalizan el sufrimiento como nosotros. Su procesión siempre va por dentro.

Puedes leer: El viejo y barato antiinflamatorio que se le para al COVID-19

Diabetes: Constituye una de las enfermedades compartidas más comunes. Si tu gato pierde peso a pesar de un voraz apetito es posible que la padezca. Stijn Niessen, veterinario del Colegio Real de Veterinarios en Reino Unido lo explica. «Los gatos están programados para ser cazadores, pero ahora viven en departamentos en la ciudad donde hacen poco ejercicio, explica el doctor. Los perros y gatos con diabetes muestran sed constante,  necesidad de orinar con frecuencia y además pierden peso.

Afecciones de la tiroides: Otra de las enfermedades compartidas con los humanos. Está condición se presenta cuando la glándula tiroides en el cuello produce un exceso de hormonas. Una forma de tratar este desorden es con una inyección de yodo radiactivo. El yodo se concentra en la glándula tiroidea y emite radiación, matando a las células hiperactivas. Los dueños suelen detectarlo cuando la mascota se muestra más cansada de lo normal, más lenta, y más gorda.

Hipertensión pulmonar: Este padecimiento se produce por presión sanguínea alta en los pulmones. Los veterinarios emplean la viagra como tratamiento en los perros. Aunque es la misma droga, la fórmula para humanos y animales es diferente.

Puedes leer: John Bolton: Trump pidió al Departamento del Tesoro “ir tras bitcoin»

Virus de Inmunodeficiencia Felina (VIF): Dentro de las enfermedades compartidas, esta es provocada por un virus que ataca  el sistema inmunológico de los gatos. Los felinos que lo padecen pierden su habilidad para luchar contra otras infecciones. Los síntomas del VIF incluyen fiebres persistentes, problemas en el pelaje y pérdida de apetito. Otros signos son inflamación de las encías, infecciones crónicas en la piel, los ojos, la vejiga y el tracto respiratorio superior.

Epilepsia: Aunque los gatos también la sufren, la epilepsia es más común en los perros. Puede provocar convulsiones, pero, en algunos casos, los síntomas no son tan sencillos de diagnosticar.